Camacho, de acuerdo con el Wolfsburgo y todavía sin el visto bueno del jeque

El portero Roberto, ayer en el entrenamiento matinal en el estadio de atletismo.
El portero Roberto, ayer en el entrenamiento matinal en el estadio de atletismo. / Fernando González

El medio centro, a la espera del traspaso, se ausentó ayer otra vez del entrenamiento del Málaga, donde estuvo ya el portero Roberto

ANTONIO GÓNGORA

El ‘caso Camacho’ se puede resolver en cualquier momento, pero todo hace indicar que se retrasará todavía algunos días. El medio centro está de acuerdo con la propuesta del Wolfsburgo, pero necesita algo más importante: el visto bueno del jeque Al-Thani. La oferta es importante, pero no llega a los dieciocho millones de la cláusula de rescisión que figuran en el contrato del aragonés, por lo que el dirigente del club de Martiricos se lo está pensando. El presidente del club, además, considera al futbolista muy importante para el equipo, y un líder difícil de reemplazar.

Pero es previsible que esta vez ya no haya marcha atrás, seguramente será sólo cuestión de tiempo. El jugador se ha ausentado de las dos primeras jornadas de entrenamientos de la pretemporada, a la espera del cierre definitivo de la operación. El Wolfsburgo ofrece 13 millones, más otros dos si el equipo y el jugador cumplen unos determinados objetivos. Y el conjunto alemán tiene prisa, ya que ha comenzado el trabajo y quiere tener lo antes posible en sus filas al jugador blanquiazul.

Camacho se ha convertido en los seis años y medio que lleva en el Málaga en un futbolista imprescindible para su equipo. Llegó muy joven procedente del Atlético y poco a poco fue mejorando hasta encontrar un sitio en el once, y hasta en la selección absoluta, aunque unos problemas físicos relacionados con el pubis frenaron su progresión, si bien al final de la pasada campaña volvió a elevar su nivel para convertirse una vez más en un hombre clave, ya que su trabajo no se reduce sólo a la destrucción del juego rival, sino que también tiene una capacidad goleadora muy destacable.

El club recibirá 13 millones fijos, con dos más por objetivos, al cierre la operación

El aragonés pudo salir del Málaga el verano anterior y también en otras ocasiones, pero al final nunca se concretó ninguna de las propuestas. El club compró por cinco millones la mitad de su propiedad, perdida en una anterior operación, lo que ahondó todavía más el interés de la entidad y del propio jeque por el medio centro. De ahí las dudas que llegan siempre que aparece una oferta que el futbolista está en condiciones de aceptar. En esta ocasión parece que será distinto y el centrocampista saldrá del Málaga.

Camacho no estuvo ayer tampoco en el entrenamiento malaguista, aunque la jornada deparó una noticia muy positiva, ya que, tras la salida de Kameni, el equipo de Míchel ya dispone de otro portero de experiencia, como es el caso de Roberto. Pedido por el entrenador, el madrileño se perfila como el guardameta titular, aunque es previsible que en las próximas semanas también se pueda incorporar a otro.

El club busca un sustituto para el futbolista aragonés

La ausencia de Camacho será muy importante para el Málaga, por lo que el club deberá acertar con el fichaje del sustituto. En las últimas horas, pese a que aún no se ha cerrado el traspaso del aragonés, han comenzado las conversaciones con distintos candidatos, aunque hay algunas opciones que la entidad de Martiricos no se podrá plantear por su alto coste. Busca un medio centro con experiencia en el fútbol español y que pueda adaptarse bien al equipo de Míchel, que cuenta con varios jugadores de distintas características para el esa zona del centro del campo. Según pudo saber este periódico, las dificultades están siendo máximas, ya que el presupuesto del conjunto blanquiazul está por debajo de las exigencias de algunos candidatos que están en cartera. En cualquier caso, será fundamental para Málaga disponer de un ‘pivote’ cuando se anuncie oficialmente la marcha de Camacho.

Fotos

Vídeos