Jose y el ‘linier’ liquidan al Málaga (2-0)

Rolan se lamenta mirando al cielo en el choque de Butarque de ayer. /Agencia Lof
Rolan se lamenta mirando al cielo en el choque de Butarque de ayer. / Agencia Lof

El equipo blanquiazul acusa los graves fallos del tecnico, que reaccionó tarde en los cambios, y se ve perjudicado por una pifia monumental del asistente en el 1-0

Sergio Cortés
SERGIO CORTÉSEnviado especial. Leganés

Otra vez la actuación arbitral y otra vez los errores gravísimos desde el banquillo y en el terreno de juego. El Málaga volvió a sucumbir, ante un Leganés muy justito que lo arrolló en el arranque de la segunda mitad mientras Jose estaba a verlas venir, sin percatarse de que los veteranos Iturra, Lacen y Chory no podían sostener al equipo. Luego llegó la pifia monumental de un ‘linier’ que no vio un clamoroso fuera de juego, pero para entonces el conjunto malaguista era un juguete en manos de su rival.

Y eso que a priori en esta ocasión era un Málaga de apariencia distinta. Jose recurrió a Bueno como pareja de ataque de En-Nesyri (el sacrificado fue Ideye), con lo que quedó patente un cambio de estilo en ataque con el claro objetivo de buscar más juego. El fútbol directo apenas ha dado réditos hasta ahora, así que el técnico trató de buscar otra fórmula. Para ello mantuvo a Chory Castro, que a estas alturas participa más en la creación que en el último cuarto de campo, porque la pareja de la medular (Iturra-Lacen) tampoco es muy constructiva.

Noticias relacionadas

A la hora de la verdad las intenciones sólo quedaron en eso. El rival también cuenta, pero da la sensación de que el Málaga aún no se ha percatado de que su enorme desventaja lo obliga a buscar el triunfo. No vale con mantenerse ordenado y conformarse con que el contrario cometa un error. Claro que el aviso del Leganés a los cinco minutos –un envío al espacio para El Zhar, que remató demasiado cruzado– provocó que se extremaran las precauciones.

La primera parte fue sencillamente insoportable y no habría estado mal que al descanso hubieran devuelto el dinero a los espectadores, que en su mayoría tuvieron que soportar la lluvia debido a que sólo una de las cuatro gradas está techada. Si el Málaga apenas dio dos pases seguidos, el Leganés lo hizo (no mucho, esa es la verdad) gracias a que Gabriel jugó en el centro del campo, a que Eraso tiene cierto criterio para complementar en la media punta y a que Amrabat y El Zhar se metieron con frecuencia por dentro. Pero en el último pase los errores fueron constantes.

2 Leganés

Cuéllar; Zaldua, Bustinza (Muñoz, min.86), Siovas, Diego Rico; Rubén Pérez, Gabriel (Gumbau, min.92); El Zhar, Amrabat (Omar Ramos, min.87), Eraso; y Beauvue.

0 Málaga

Roberto: Rosales, Luis Hernández, Miquel, Ricca; Chory Castro (Juanpi, min.69), Rolán, Lacen, Iturra (Kuzmanovic, min.66); En Nesyri y Bueno (Ideye, min.60).

goles.
1-0, minuto 54: Eraso. 2-0, minuto 61: Amrabat.
árbitro.
Iglesias Villanueva (Comité gallego). Amonestó a Amrabat (min.30) e Ideye (min.84). Expulsó a Asier Garitano (min.63).
incidencias.
Encuentro correspondiente a la jornada veintisiete de LaLiga Santander disputado en el estadio Butarque ante 6.937 espectadores. Realizó el saque de honor Ana Gil, abonada más veterana del Leganés, con motivo del Día Internacional de la Mujer. Además el equipo femenino infantil del club acompañó a los jugadores de ambos conjuntos en su salida al terreno de juego.

En el ecuador del periodo Jose cambió de banda a Chory y Rolan. Mientras, el Leganés trató de hacer circular la pelota para desgastar a los centrocampistas del Málaga. Cabe recordar que Lacen, Iturra y Chory van camino de los 34 años y que para los dos últimos era el tercer partido en una semana. El conjunto local apenas intimidó a Roberto porque los diferentes servicios nunca encontraron rematador (Beauvue siempre estuvo mal colocado o llegó tarde). Mientras, el conjunto malaguista disfrutó de dos oportunidades casi seguidas en sendos remates de Rolan. Fue a raíz de que Bueno apareciera al fin entre líneas. El extremo uruguayo no llegó a tiempo para resolver en el primer palo tras adelantarse a defensa y portero, y en el segundo su remate obligó a Cuéllar a un sobresfuerzo. Más que precauciones, los equipos mostraron una alarmante falta de calidad.

Bajón tras el descanso

El Málaga sencillamente se desplomó tras el descanso. Con los centrocampistas totalmente liquidados por el desgaste, estuvo desde el primer minuto a merced del Leganés. El paso atrás fue terrible, y el asedio local, clamoroso. Cuando Jose quiso reaccionar y metió a Kuzmanovic y Juanpi (por Iturra y Chory, no faltaba más), el partido ya iba 2-0. El ‘linier’ Costoya Rodríguez, que anuló hace poco un gol legal a Las Palmas en el último suspiro ante el Sevilla, no vio el clamoroso fuera de juego de Diego Rico antes de que centrara para que Eraso dejara en evidencia a los centrales con su remate de cabeza y abriera el marcador. Antes y después del segundo gol, en el que Roberto se tragó el bote de la pelota en un disparo cómodo desde la frontal de Amrabat, el conjunto local reclamó dos penaltis que no lo parecieron. El Málaga estaba totalmente desbordado, sin resuello. Eso sí, tras el 1-0 Ideye, recién salido, estuvo lentísimo y permitió que Siovas le arrebatara el balón.

Los cambios apenas surtieron efecto, porque Kuzmanovic no está para un partido de idas y vueltas y porque Juanpi se sabe en el ostracismo (como el suizo). Encima, el Leganés metió miedo cada vez que arrancó y no hurgó más en la herida sencillamente porque de calidad anda demasiado justo y le cuesta lo indecible ver puerta. Lo que ya parecía desear el Málaga era que concluyera el partido. La agonía prosigue, aunque cada vez es más evidente la certeza de que con Jose será mucho más lenta. Y también con un grupo de jugadores incapaces en demasiados aspectos del juego. El equipo va camino de Segunda irremisiblemente por más que los rivales directos quieran ayudar...

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos