Husillos busca a dos atacantes y un medio para el Málaga

Mario Husillos, el jueves hablando por teléfono en el estadio de atletismo./Salvador Salas
Mario Husillos, el jueves hablando por teléfono en el estadio de atletismo. / Salvador Salas

El club sigue rastreando el mercado para reforzarse ahora lo máximo posible, hasta que el tope salarial de LaLiga le permita

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

El mercado invernal está que arde, y el Málaga quiere ser uno de los principales protagonistas. Pese a que su disponibilidad económica es muy reducida, el club de Martiricos pretende revolucionar la plantilla, siempre que lleguen más salidas que liberen dinero del tope salarial. Los objetivos son amplios, y pueden aumentar a medida que avancen las semanas. Ahora el director deportivo, Mario Husillos, piensa en reforzar la plantilla con dos atacantes más y otro centrocampista, aunque estas contrataciones no serán posible si no se marchan dos o tres jugadores más. El dicho ‘dejen salir antes de entrar’ será indispensable y de obligado cumplimiento para el club de Martiricos.

La clave del mercado para el Málaga, al margen del acierte en los refuerzos que realice, estará en manejar lo mejor posible el capítulo económico. Con el dinero que dispone ahora el club podría hacer ya incorporaciones, pero existen dudas sobre el nivel que pudieran tener, por lo que espera aumentar la partida disponible del tope salarial para encontrar también algunas opciones de alto nivel.

El club define sus objetivos para solucionar las carencias del equipo, a la espera de los jugadores que puedan abandonar la plantilla

Cecchini ha sido hasta ahora el único jugador que se ha marchado, pero habrá más salidas

La nefasta situación clasificatoria del equipo obliga al club a buscar el máximo de revulsivos posibles. La apuesta por Míchel, al que confirmó en su cargo el propio Husillos tras la derrota en Vitoria, pone el foco en la plantilla y en sus carencias. Los problemas defensivos fueron evidentes desde el comienzo de campaña, tanto en defensa como en el centro del campo. Estas deficiencias han sido corregidas con los fichajes de Ignasi Miquel e Iturra (habrá que observar si la aportación de ambos permite una mejoría importante), pero Husillos pretende llegar más lejos aún.

En campañas atrás los problemas del equipo estaban más centrados, casi en exclusiva, en la delantera, en el ataque. La falta de gol siempre fue una asignatura pendiente para el Málaga. En la temporada anterior, sin embargo, quedó resuelta con la aparición de un Sandro sorprendente y, a veces, salvador. Pero sin el ariete tinerfeño ya en la plantilla (siguen existiendo algunas opciones, aunque sean remotas, de que vuelva), parecía que los problemas se resolverían esta vez con Borja Bastón y, en última instancia, con Rolan. Pero no está siendo así y la pegada se mantiene como un ‘handicap’ muy peligroso y sin solución por el momento.

Reconversión del ataque

De ahí que el club se esté planteando una reconversión del ataque, ya que la capacidad goleadora de los hombres más ofensivos, los delanteros y los centrocampistas de ataque, está siendo muy escasa, lo que impide que los resultados puedan ser positivos. Aunque muchas veces no se crean las oportunidades imprescindibles para marcar, por lo que los atacantes ni siquiera cuentan con ocasiones. Es evidente que la capacidad ofensiva del Málaga, en términos generales, está por debajo de otras campañas.

Un amistoso ante el Hamburgo para comenzar el año

La primera cita del Málaga en 2018 será un amistoso. El equipo blanquiazul se medirá el día 4, jueves, al Hamburgo alemán en La Línea de la Concepción en un encuentro con precios populares. Será un partido de entrenamiento previo al estreno liguero del año, el lunes 8 en casa frente al Espanyol. Las entradas para este encuentro, que se disputará desde las 17.30 horas, ya están disponibles en el propio estadio Municipal de la Línea (en la sede de la ‘Balona’) y su precio oscila entre los ocho euros de Tribuna y los cinco de Preferencia. En el caso de la entrada infantil, cuesta cinco euros en todo el recinto. El horario de oficinas es de 10 a 14 horas y de 16 a 20 en días laborables. La venta en las taquillas se reduce al día del partido, desde las 14.30 horas.

Pero, para que todo marche bien en el mercado invernal, habrá que esperar a las salidas. Hasta ahora sólo se ha marchado de la plantilla Cecchini, el jugador más caro de esta campaña (costó 4,6 millones). El joven futbolista se incorpora al Club León mexicano y libera en el Málaga una ficha, que es la única que tiene ahora disponible el equipo, y también aporta su salario al tope salarial para poder afrontar algún fichaje más. Esto supone que, por el momento, sólo podrá llegar un futbolista más, ya que la plantilla tiene 24 hombres ahora, más los dos filiales (Mula y En-Nesyri) y el lesionado Juan Carlos (no tiene ficha, ya que no se recuperará por completo antes del final del campeonato).

Pero hay varios jugadores que se mantienen en la rampa de salida y pueden dejar el club en cualquier momento. El primero es Jony, que lo quiere el Sporting, aunque se marchará, siempre que exista acuerdo entre las partes, al equipo que aporte más dinero de su ficha. Según las fuentes consultadas, otros conjuntos de Segunda están también a la espera de una negociación para incorporar al extremo. El Zaragoza, por ejemplo, también está apostando por el futbolista. Tampoco se puede descartar que, al final, no se alcancen los acuerdos necesarios para su marcha, aunque está participando muy poco y querrá contar con más minutos en otro lugar.

Nuevos abandonos

El tercero en discordia de esta lista de posibles salidas es el portero Cenk Gonen, aunque este es un caso diferente. Su agente busca destinos que puedan interesar al futbolista turco tras una primera parte del campeonato en la que no ha contado para Míchel. Y Cifu también está en una situación parecida, pese a jugar algo más, por lo que es otro de los candidatos a dejar el Málaga durante el mes de enero.

Los movimientos, en cualquier caso, serán constantes en las próximas semanas. A medida que vayan saliendo futbolistas, otros irán incorporándose. La renovación de la plantilla será importante si finalmente se cumplen las previsiones del club. Ahora el equipo se prepara de una forma concienzuda para reanudar el campeonato de la mejor manera posible. Los próximos cinco encuentros serán claves para que el Málaga pueda cambiar su nefasto rumbo del campeonato.

Míchel y la plantilla regresaron el jueves de las vacaciones navideñas (ayer llegaron Rolón, Chory, Rolan, Ricca y Cenk Gonen, todo ellos con permiso del club) y dispondrán de casi dos semanas para buscar soluciones a los problemas del equipo, que no podrá contar para el choque contra el Espanyol con Adrián. Las dudas se centran en las opciones que pueda tener Iturra de tomar parte en el encuentro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos