El jeque dice que sólo quiere a Muñiz de técnico en el Málaga, y este rechaza la oferta

Muñiz gesticula desde la banda en un partido esta temporada del Levante en Sevilla. /Efe
Muñiz gesticula desde la banda en un partido esta temporada del Levante en Sevilla. / Efe

El gijonés, que ya tenía un principio de acuerdo como entrenador y director deportivo, queda ahora casi descartado para volver al Málaga

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

El Málaga parece una especie de circo, como ya dijo en su momento algún jugador del primer equipo. En plena crisis institucional y con la entidad paralizada, el jeque Abdullah Al-Thani dice ahora que sólo quiere a Juan Ramón Muñiz como entrenador, cuando ya habían llegado a un principio de acuerdo desde el club para que dirigiera al equipo y también hiciera las labores de director deportivo.

Una vez transmitido al entrenador el nuevo plan del jeque, este ha rechazado la oferta para convertirse sólo en el técnico del equipo. Ya lo había hecho con anterioridad cuando Mario Husillos le hizo la misma propuesta, sin que él pudiera intervenir de una forma directa en la confección de la plantilla. La situación, de esta manera, vuelve al punto de partida. El Málaga sigue sin entrenador y se desconoce si dispone de la figura del director deportivo, porque Husillos sigue ahí.

Según ha sabido este periódico, a última hora de anoche se intentaba recuperar la operación en su punto de partida, ya que hasta ahora sólo se había negociado con Muñiz la opción conjunta de ser director deportivo y entrenador. Pero el entrenador asturiano ya rechazó ayer la oferta sólo como técnico y será muy complicado recuperar de nuevo las conversaciones. En cualquier caso, este fichaje, siempre que se mantengan las premisas iniciales y los plenos poderes, no se puede considerar definitivamente descartado.

¿Cuál es el plan B ahora? No existe, pese a que hayan contactado con más directores deportivos y entrenadores. No existe convicción en que alguna de las salidas que sondearon días atrás pueda ofrecer garantías. El club queda de nuevo a los pies de los caballos, con una nueva negociación rota y sumido en una crisis que se alarga más de lo previsto.

De esta forma, la descoordinación de la entidad es total. Los consejeros consultivos hablaron con el jeque y después le plantearon a Muñiz su llegada con plenos poderes, todos estaba claro. Sin embargo, al llegar Joaquín Jofre a Doha, Al-Thani ha cambiado de idea y ya no sólo se plantea firmar las garantías exigidas por el entrenador, sino que también lo descarta como director deportivo. ¿Qué ha cambiado, quién le ha hecho cambiar de idea?

Próximos movimientos

En los próximos movimientos se aclarará cuál es ahora el plan del jeque o de quien esté asesorándolo ahora. Jofre continúa hasta hoy en Catar, por lo que deberá regresar con alguna solución para la entidad. ¿Quién decide sobre el nuevo entrenador? Es previsible que ahora busquen a algún técnico malagueño como Esteban Vigo o Antonio Tapia... Pero, ¿aceptará a alguno de estos nombres el jeque? Tras estos acontecimientos aparecen numerosas dudas y se abren más incógnitas que nunca, ya que habrá que aclarar la situación en la que quedan los consejeros consultivos, que dieron la cara en busca de un plan ya previsto, igual que Joaquín Jofre y el propio Mario Husillos.

Los minoritarios se unen a la demanda de Grayeb

Los accionistas minoritarios del Málaga han tomado la decisión de personarse como parte perjudicada en la demanda penal admitida a trámite contra el jeque por el abogado Dumet Grayeb. Asismimo se baraja también presentar una demanda mercantil contra Al-Thani, aunque se aguardará hasta el lunes para tomar esta decisión. Ayer estos minoritarios, liderados por AntonioAguilera, Jesús Burgos y Javier Olmedo, presentaron en La Rosaleda para ver el Libro de Accionistas, pero no pudieron hacerlo ante la ausencia del abogado de la entidad, Joaquín Jofre, en Catar. Volverán el lunes.

Durante la jornada de hoy es previsible que se resuelvan alguno de estos asuntos, ya que, de lo contrario, algunos problemas pueden ser irreversibles. El jeque tiene la palabra mientras que el desastre sigue en el club y en el equipo, que está de vacaciones y sin que los futbolistas sepan cuál es su futuro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos