El Málaga no consumirá el VAR

Un videomarcador informa a los aficionados de la revisión de un gol por el VAR en el Mundial. /REUTERS
Un videomarcador informa a los aficionados de la revisión de un gol por el VAR en el Mundial. / REUTERS

El descenso a Segunda División privará al equipo del sistema de videoarbitraje, que en principio se implantará en la categoría un año más tarde

Sergio Cortés
SERGIO CORTÉS

¿Cuántos goles anulados por error al coineño Juanmi habrían subido al marcador? A buen seguro que muchos aficionados malaguistas se plantearán esta pregunta a la vista del éxito del videoarbitraje (más conocido como VAR) en el Mundial de Rusia. Sin embargo, el Málaga no lo consumirá la próxima temporada debido a su descenso. En Segunda la implantación de esta tecnología se demorará en principio un año, hasta el comienzo de la temporada 2019-2020.

SUR publicó a finales de octubre del año pasado la primera entrevista en la que se hablaba exclusivamente del VAR, de su implantación a corto plazo y de los supuestos en los que se aplicaría esta tecnología. El ex árbitro internacional malagueño Antonio Jesús López Nieto, responsable de LaLiga en materia arbitral y miembro del Comité Profesional de Árbitros, recalcó entonces: «Siempre he estado de acuerdo con la tecnología en el caso de las jugadas objetivables; es decir, en las jugadas de gol que no es gol, en una pelota fuera, en un penalti que se produce fuera... el VAR lo va a solucionar perfectamente. Donde está la verdadera dificultad es cuando se entre a definir, y ahí es donde tenemos que marcar la línea de prudencia, jugadas que dependen de la intensidad o el contacto, dónde está el penalti-no penalti». Y en la práctica, ya en el Mundial, los aficionados han podido comprobar que determinadas situaciones injustas han pasado a la historia.

Aquel gol del Barcelona

En aquella conversación López Nieto aludió a la jugada que posibilitó el primer gol del Barcelona ante el Málaga en el Camp Nou, el centro previo al remate de Deulofeu que se produjo cuando la pelota había salido por la línea de fondo: «El gol de Barcelona es de esas jugadas que el VAR resolverá en dos segundos». Pero además aclaró: «Para exponerlo claramente al aficionado de Málaga, en el Villarreal-Málaga de la temporada anterior pudo haber dos penaltis. Hay uno tremendamente claro, que habría sido incuestionado por todo el mundo, que es jugada de VAR (se refería al agarrón a Charles no pitado por Bikandi Garrido), y otro posterior, en el que el Málaga cometió penalti. Ahí hubo gente que pensó que sí era penalti, y otros, que no lo era. El VAR ahí no puede entrar. Repito: debe entrar en jugadas meridianamente claras; es decir, en esas en las que a los árbitros se nos puede quedar cara de tonto por un error».

Pero el sino del Málaga va a ser no verse favorecido por el VAR (porque en los últimos años han sido más claras las jugadas en contra). Precisamente el ahora presidente del colectivo arbitral, Carlos Velasco Carballo, fue quien anuló a instancias de su primer asistente un gol legal a Javi Guerra en la eliminatoria de Copa ante el Athletic, en San Mamés, que habría permitido el pase del equipo blanquiazul a semifinales...

El VAR deberá esperar en Segunda. Las razones son tres: económica, tecnológica y formativa. LaLiga y la Federación han comenzado por la inversión necesaria para que el campeonato de Primera ya esté a la altura de otros países. Aunque la Segunda va a contar con equipos potentes y estadios que permitirían la implantación del videoarbitraje, en otros campos no se dan las condiciones técnicas, especialmente en lo que respecta a la obligatoriedad de contar con fibra óptica.

Adaptación de los árbitros

LaLiga y la Federación también consideran ilógico implantar de partida el VAR en las dos categorías profesionales, máxime cuando los árbitros también deben adaptarse al nuevo sistema o tener un conocimiento claro de los supuestos en que debe aplicarse el videoarbitraje. Los árbitros y asistentes de Primera y Segunda han participado en distintos cursos –sobre todo, los de la máxima categoría–, pero no aquellos que han ascendido desde Segunda B (como el malagueño Abraham Domínguez Cervantes).

Cabe apuntar que los encuentros del Málaga en La Rosaleda podrían ser escrutados por el videoarbitraje, porque el estadio cuenta con la infraestructura necesaria. De hecho, en la antepenúltima jornada de Liga, con motivo de la visita del Alavés, se hizo lo que se conoce como 'prueba en off de VAR'; es decir, se empleó toda la tecnología (con sonido e imágenes) y un árbitro de Primera siguió internamente el encuentro desde la sede centralizada, en las instalaciones de Mediapro, para analizar las jugadas susceptibles de análisis. No obstante, el descenso a Segunda impedirá al Málaga consumir el VAR. El equipo seguirá expuesto a las decisiones de los árbitros y asistentes, huérfanos de una tecnología que habría sido muy beneficiosa para el equipo en los últimos tiempos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos