El Málaga, a expensas de un 'milagro'

Jose observa a sus jugadores durante el entrenamiento de ayer por la tarde en el estadio de atletismo. /Salvador Salas
Jose observa a sus jugadores durante el entrenamiento de ayer por la tarde en el estadio de atletismo. / Salvador Salas

Queda a la espera de reaccionar en La Rosaleda ante el Atlético y el Valencia, dos de los rivales más fuertes

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

La esperanza en la salvación será lo último que perderán el Málaga y sus aficionados, aunque la situación no invita ya al optimismo, más bien a todo lo contrario. La derrota en Las Palmas fue demoledora y la esperanza de resurrección se centra ya en el capítulo numérico, en las matemáticas, en los dieciséis encuentros que todavía quedan para reducir los siete puntos de desventaja. Tras superar la mejor etapa del calendario para cambiar el rumbo, el equipo blanquiazul se queda ahora a expensas de un ‘milagro’ en los próximos partidos en su campo, contra dos de los equipos se están mostrando más fuertes en este campeonato, el Atlético y el Valencia.

Las dificultades de los malaguistas para batir la meta contraria suponen un lastre que se presenta todavía más insoportable en los compromisos de los dos próximos sábados en La Rosaleda, ya que son equipos muy fuertes defensivamente. La gran esperanza blanquiazul se centra ahora en Ideye, un jugador que brilló especialmente en su debut en tierras canarias y del que se espera aún más en los próximos encuentros. El cuadro de Jose ha conseguido esta campaña sólo 14 tantos, lo que lo coloca último y en solitario también en esta clasificación.

La reacción no llegó en Las Palmas, igual que en otros compromisos claves anteriormente, lo que deja al Málaga a siete puntos de la zona de permanencia, la misma distancia que se encontró Jose a su llegada, pero se queda más descolgado como colista de Primera. Este último dato es el más novedoso de la situación del conjunto blanquiazul. La estadística sobre los precedentes sitúa al cuadro de Martiricos con todas las papeletas para el descenso al final de temporada, pero, pese a todo, las distancias siguen siendo salvables si se consuma el deseado cambio de trayectoria.

El gran ‘handicap’ del Málaga se centra, sin embargo, en darle la vuelta a la mentalidad negativa que sigue exhibiendo, lo que le impide mostrarse a su mejor nivel. Desde el club y el cuerpo técnico no quieren buscar justificaciones en la mala suerte, pero, igual que perdió y empató en los tres últimos envites, también pudo hacerse con el triunfo en alguno de ellos o, incluso, en todos. Ninguno de estos rivales anteriores, todos teóricamente directos en el arranque del campeonato (algunos de ellos ya no lo son), han mostrado superioridad alguna en los referidos choques.

Noticia relacionada

Ahora llega, sin embargo, una etapa del calendario más complicada, con la visita a La Rosaleda de los mencionados Atlético y Valencia, para visitar después al Athletic en San Mamés y recibir al Sevilla el Día de Andalucía. Los cuatro encuentros se presentan más complicados que otras veces, pero también es cierto que el equipo blanquiazul siempre se creció ante contrincantes de mayor nivel. En cualquier caso, es necesario esperar el ‘milagro’ de una reacción ante los equipos de arriba para que el Málaga pueda conseguir una racha positiva que hasta ahora ha sido incapaz de completar ni siquiera con el rivales más directos.

Recuperaciones

Por otro lado, el equipo puede recuperar jugadores cara a la cita contra el Atlético de Madrid. Torres y Rolan prosiguen con sus respectivos procesos de mejora y se integraron ayer con los suplentes y no convocados. El uruguayo ya ha concluido el plazo de tres semanas que se dio con un tratamiento conservador para comprobar cómo evolucionaba de sus molestias en el tendón de Aquiles derecho. Además, Peñaranda saltó al césped con el readaptador Hugo Camarero.

En el Atlético, sin los lesionados Savic y Godín (jugarán Giménez y Lucas), pueden ser novedad también cara al choque Vitolo, Gabi y Filipe (repuesto de su última lesión), según las pruebas del técnico, Diego Simeone, en la vuelta a los entrenamientos de ayer por la tarde.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos