El Málaga prevé iniciar las obras de la primera fase de La Academia tras el verano

Recreación de las gradas con las que contará uno de los campos de fútbol de La Academia del Málaga en Arraijanal.
Recreación de las gradas con las que contará uno de los campos de fútbol de La Academia del Málaga en Arraijanal. / SUR

El proyecto cuenta desde ayer con la licencia de obras del Ayuntamiento, aunque condicionada a que se cumplimenten todavía varios trámites

Jesús Hinojosa
JESÚS HINOJOSAMálaga

Han tenido que pasar siete años de trámites para que el Málaga se vea a las puertas de poder cumplir su anhelo de contar con una nueva ciudad deportiva en los suelos de Arraijanal, junto a la barriada de Guadalmar. Tras la aprobación del plan urbanístico para estos terrenos, que incluye también la realización de un parque a cargo de la Junta de Andalucía, y la cesión de una parte de ellos a la fundación por la que el club llevará a cabo este proyecto, ayer se produjo el esperado hito de la concesión de la licencia de obras para la primera fase en un consejo rector de la Gerencia Municipal de Urbanismo.

El permiso salió adelante con los votos positivos de PP, PSOE y Ciudadanos y el rechazo de Málaga Ahora y Málaga para la Gente. Los grupos que votaron en contra reiteraron sus argumentos en el sentido de que no están de acuerdo con el lugar elegido para ubicar La Academia, ya que defienden que todo el suelo de Arraijanal debe destinarse a parque. El viceportavoz del PSOE, Daniel Pérez, remarcó que las 300 plazas de aparcamiento que incluye la actuación deben ser de uso público, por lo que cuestionó la previsión de una garita con control de acceso a estos estacionamientos en superficie. El concejal de Ordenación del Territorio, Francisco Pomares, explicó que serán de uso público durante el día pero se cerrarán por la noche para evitar «situaciones de inseguridad ciudadana».

El club está en conversaciones con varias constructoras para encargar el trabajo

No obstante, el permiso desbloqueado ayer en Urbanismo no faculta a la Fundación del Málaga a iniciar las obras de inmediato. Para ello, deberá contar con la licencia expedida –es decir, entregada físicamente en un documento–, y para ello todavía tiene que cumplir varios requisitos. Entre ellos están dar cumplimiento a las condiciones recogidas en un informe del servicio de urbanización e infraestructuras de Urbanismo, aportar 157.166 euros a modo de fianza por la reposición de 178 árboles que se verán afectados por las obras, y entregar también 56.003 euros de aval para la urbanización de la zona.

Siete millones de euros

No obstante, la previsión del club, según fuentes consultadas por este periódico, es salvar todas estas cuestiones en el menor plazo posible con el objetivo de poder empezar las obras después del verano. Para ello ya están en conversaciones con varias constructoras cara a cerrar cuanto antes la contratación de los trabajos, que están valorados en total en unos siete millones de euros y se desarrollarán en un plazo estimado de unos ocho meses.

La primera fase de la nueva ciudad deportiva del Málaga, de un total de tres, consta de dos campos de fútbol de entrenamiento con césped artificial, uno de competición con hierba natural, un edificio principal con un sótano para 29 plazas de aparcamiento, una construcción de gradas parcialmente cubiertas con sótano para instalaciones auxiliares y vestuarios, una nave para almacenar elementos de jardinería y mantenimiento, y una garita de entrada al conjunto, incluidos los aparcamientos en superficie.

El Ayuntamiento quiere que el aparcamiento público en superficie cierre por las noches

El suelo para La Academia, cedido por el Ayuntamiento a la Fundación del Málaga, ocupa 108.368 metros cuadrados del medio millón de metros de Arraijanal. El conjunto no puede superar los 17,95 metros de altura (nivel para los báculos de alumbrado) y deberá contar con un vallado ligero de 2,10 metros.

En el expediente para otorgar la licencia de obras para la primera fase de La Academia, aprobado ayer, llama la atención la especial mención que realizan los técnicos de Urbanismo a la realización de 303 plazas de aparcamiento en superficie para turismos que se habilitarán entre el complejo deportivo y la carretera del Campo de Golf, unos estacionamientos que se completarán con cinco plazas especiales para autocares y 36 para motocicletas y bicicletas. Inicialmente, estaba previsto que estas plazas de ‘parking’ se habilitaran bajo tierra, en una planta de sótano, pero finalmente el Ayuntamiento permite que puedan ser en superficie porque la previsión de hacerlas subterráneas se efectuó en un momento en que las instalaciones de La Academia se diseñaron más amplias de lo que finalmente se han planificado, por lo que faltaba espacio para poder encajarlas.

Eso sí, en la propuesta para conceder la licencia de obras para la primera fase de La Academia se apunta en varias ocasiones que estas plazas de aparcamiento serán de uso público, para todos los usuarios de la zona, incluidos aquellos que quieran disfrutar del parque previsto en el resto de los suelos de Arraijanal. Asimismo, la concejala de Deportes, Elisa Pérez de Siles, remarcó ayer que el acuerdo de cesión de los suelos a la Fundación del Málaga recoge la obligación de que esta ponga a disposición de la ciudad sus instalaciones unas determinadas horas a la semana para que puedan ser utilizadas por diferentes entidades deportivas malagueñas.

Fotos

Vídeos