El Málaga no levanta cabeza

Jony, que entró en el segundo tiempo, en una carrera junto a Maffeo./Agencia LOF
Jony, que entró en el segundo tiempo, en una carrera junto a Maffeo. / Agencia LOF

El equipo de Míchel no encuentra soluciones para reaccionar y pierde ante el recién ascendido Girona con un gol de Alcalá en fuera de juego

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

Todo sigue igual. Sin soluciones para cambiar el rumbo, el Málaga pierde también su segundo partido del campeonato, en el estadio del recién ascendido Girona. Los cambios introducidos por Míchel no permitieron reaccionar ante un rival compacto y trabajador en todas las líneas. Pese a todo, el triunfo del equipo catalán llegó gracias a un gol del que fuera jugador blanquiazul Alcalá en fuera de juego.

Las variaciones introducidas durante el encuentro, al margen de la lesión de Kuzmanovic, tampoco pudieron romper el muro del Girona, más pendiente de las segundas jugadas y con una marcha más. El once blanquiazul ofreció de nuevo una imagen pobre y sin recursos para hacer frente a un envite que ya se preveía complicado en Motilivi. Es evidente que el equipo malagueño necesita refuerzos para aumentar su potencial tras las numerosas salidas del pasado verano.

1 Girona

0 Málaga

árbitro
Jaime Latre (Colegio Aragonés). Amonestó a Iraizoz, Álex Granell, Muniesa, Recio, Ontiveros, Mula y Cecchini (vio la tarjeta por entrar al campo a golpear el balón mientras calentaba en la banda).
gol
1-0, minuto 28: El exmalaguista Alcalá aprovecha un rechace para marcar en fuera de juego.

Jony y Juanpi dispusieron de las dos mejores oportunidades del conjunto malagueño, aunque el rival también pudo aumentar su cuenta goleadora en otras ocasiones claras, como una de Stuani. El Málaga necesita mejorar en todas las líneas, salvo en la portería, donde Roberto mantiene un gran nivel. En esta nueva mala noche se salvaron de nuevo los canteranos, que estuvieron entre los destacados, sobre todo Mula.

Míchel cambió de plan tras el fiasco del primer encuentro. El técnico madrileño apostó por una defensa con dos centrales, un 4-2-3-1, para buscar mejores opciones y también para adaptarse a la fórmula de juego del Girona (con cinco defensas). Dejó fuera a Diego González para darle entrada por la izquierda a Mula, un canterano que debutó con el Málaga.

Tras un comienzo equilibrado, con un Málaga más competitivo que el pasado lunes, el Girona acentuó la presión y el trabajo para dominar al equipo blanquiazul, que apenas podía profundizar. Las acciones por la izquierda de Mula, que suele brillar más en la derecha, eran los escasos recursos que ofrecía el equipo de Míchel para acercarse al área rival. Con un Juanpi impreciso y un Adrián y Borja sin apenas intervenir, las posibilidades de ataque eran muy escasas.

Opinión

Presión y cohesión

Y el Girona, sin disponer de grandes nombres en su once, seguía subiendo las líneas y llevando cada vez más peligro a base de presión, cohesión en el juego y capacidad de anticipación. Por momentos, el Málaga estaba desbordado, defendiéndose y a expensas de un contrario que ya disponía de oportunidades. Las subidas malaguistas se reducían a acciones aisladas, como en la que Borja recibió un gran pase, pero no pudo aprovecharlo.

Aunque en uno de los ataques locales, tras una acción a balón parado, el exmalaguista Alcalá abrió el marcador en fuera de juego, según se pudo ver después en las imágenes. Pese a todo, el Girona estaba superando a un conjunto blanquiazul que repetía errores y se veía incapaz de eludir la presión del contrario. A partir del tanto reaccionó tímidamente el Málaga, que se acercó algo más a la meta de Iraizoz, disponiendo Juanpi de una ocasión, pero disparó alto.

Mula fue uno de los destacados en su debut, y Kuzmanovic tuvo que retirarse lesionado

Míchel dio entrada a Jony, colocando ya a Mula en la derecha. Tras una clara ocasión de Stuani, mejoró el Málaga, aunque lo hacía a arreones, sin continuidad. Con la lesión de Kuzmanovic, que se golpeó en una caída, el técnico malaguista tuvo que retocar el equipo, colocando en el centro a un Mula destacado. Y el jugo blanquiazul siguió mejorando con Ontiveros en el campo. La acción más brillante del Málaga, sin embargo, la protagonizó Jony, que se marchó de media defensa y no puso ya con Iraizoz en el ‘mano a mano’. Pero el Girona de cerraba bien y todo acabó igual. Ahora, con cero puntos, el Málaga llega al primer parón del torneo.

Fotos

Vídeos