Diario Sur

Malaga CF

Sin traspaso... sin margen para fichar

Camacho se impone por alto a Oriol Riera.
Camacho se impone por alto a Oriol Riera. / Salvador Salas
  • El Málaga deberá esperar algún chollo para cerrar su plantilla después de no haber podido vender en verano

  • El interés del Rubín Kazán en Rosales ha sido la única propuesta formal que ha llegado al Málaga estos tres últimos meses

Es la cruda realidad. Nunca gusta a los aficionados, pero es el único camino. Sin un traspaso importante se reduce al mínimo el margen para fichar. En esa situación se encuentra el Málaga. A los aficionados, a aquellos que compran el abono y suspiran por un equipo más potente, quizá les choque. Es más, incluso molesta que alguien ose hablar o escribir sobre la necesidad de una venta. Pero sin un ingreso extra y de cierta enjundia las dificultades para moverse en el mercado se disparan.

Hace un año el Málaga se topó a última hora con que debía vender a Sergi Darder por la imposición de una cláusula incluida en el acuerdo con el fondo de inversión que meses antes había acudido al rescate. La cifra era importante, doce millones (por encima de la recibida por Toulalan, por ejemplo), pero el malestar entre los aficionados fue mayúsculo. No sucedió como con Cazorla, Monreal, Caballero o los Samus, cuando hubo que aceptar propuestas a toda prisa para cuadrar la caja.

Este verano no ha sucedido así y por esa razón el Málaga se ve abocado ahora a esperar algún chollo –o al menos que la operación se ajuste a su actual realidad económica– en los últimos días del plazo veraniego. Únicamente así podrán llegar el portero y el delantero centro tipo Salva que se consensuaron con el entrenador cuando este negoció su incorporación.

Negativa de Al-Thani

Desde el principio el presidente del club, Abdullah Al-Thani, se mostró contrario a traspasar a Camacho. Por eso se aceleraron las negociaciones para la compra de la parte de los derechos del jugador que poseía el fondo de inversión de Edmundo Kabchi. Con ese movimiento se logró ahuyentar a posibles clubes interesados. A la postre ninguno ha dado el esperado paso al frente. Y como consecuencia, la parte de esa operación que corresponde a este ejercicio ha afectado –y de qué forma– al tope salarial. Porque en el llamado ‘salario Liga’ no solo cuentan los emolumentos de los futbolistas...

La realidad es que el Málaga no ha tenido muchas posibilidades para vender cuando era tan necesario como en años anteriores. En el club son también conscientes de que la importante inversión en Santos, Ricca y Keko ha llevado a pensar que se seguiría en esta línea en las dos últimas incorporaciones. Pero sin un traspaso el margen es mínimo... En realidad la única propuesta formal recibida en las oficinas de La Rosaleda –internamente se utiliza la palabra ‘seria’– fue la que llegó del Rubín Kazán por Rosales. Sin estar por escrito, sí estaba garantizada. Solo que el club ruso dio un paso atrás porque entendió que la operación se le iba a disparar. No se consideran así, ‘serias’, el movimiento de agentes externos a los jugadores para llevarse a Charles (a China) y a Recio (la cantidad inicial puesta sobre la mesa supuestamente por el Sporting de Portugal se redujo a la mitad, a una «cifra ridícula», cuando empezó la negociación de verdad).

Previsión de ventas

Hablar de traspasos (o de su necesidad) no parece políticamente correcto. Ymenos si está en boca de los propios dirigentes. Pero conviene no rasgarse las vestiduras. Todos los clubes, incluidos los dos ‘grandes’, están sometidos al férreo control de LaLiga, que también les exige una previsión de ventas. En caso de no cumplirse (aunque siempre queda el recurso del mercado invernal, como pasó con el traspaso de Santa Cruz), la rebaja del tope salarial en el ejercicio siguiente está garantizada. Ahí están los ejemplos: el Barça solo puede ir por Alcácer tras vender a Bravo, Zidane ha sido claro en el caso del Madrid (sin salidas no hay entradas), el Valencia suspira por colocar a algunos futbolistas y el Sevilla solo fichó tras cerrar ciertos traspasos.

Temas