Diario Sur
Malaga CF

La reválida de Sandro

Sandro rodea a Juanpi con el balón controlado en un ejercicio de la sesión de trabajo de ayer.
Sandro rodea a Juanpi con el balón controlado en un ejercicio de la sesión de trabajo de ayer. / Salvador Salas
  • Vestido con la camiseta del Málaga, el delantero vuelve al Camp Nou con la mente puesta en el triunfo: «Tenemos que salir con nuestras armas e ir a por el partido»

  • El canario, máximo goleador del equipo, se muestra muy ambicioso:«Esperábamos estar más arriba, porque se hizo una plantilla para pelear por los puestos de Europa»

Sandro irrumpió la pasada temporada en el primer equipo del Barcelona con fuerza. Con apenas 20 años el canario quería triunfar en el equipo de Messi y compañía. Y tiene condiciones para ello, lo que lo llevó a participar de una forma importante en algunas fases del campeonato. Pero no acabó de culminar su progresión y, de una forma amistosa y muy especial, acordó su salida de la entidad azulgrana. Allí apareció el Málaga para hacerse con sus servicios para las tres próximas campañas. La propuesta malaguista gustó al joven jugador, que consiguió desvincularse del Barça para incorporarse a la plantilla de Juande Ramos. Ahora, sólo unos meses después, Sandro regresa al estadio catalán después de siete años vestido de azulgrana. «Vuelvo a la que fue mi casa, al Camp Nou. Será un partido especial porque me encontraré con antiguos compañeros que me lo dieron todo cuando subí al primer equipo. Estoy muy contento y con muchas ganas», destacó ayer el ariete en unas declaraciones publicadas por el club de Martiricos.

A sus 21 años, Sandro sigue siendo un jugador con una gran proyección. Su trayectoria en los once encuentros disputados no puede ser mejor, con cinco tantos en su haber pese a que el juego del equipo malagueño sigue sin alcanzar el nivel que los aficionados y el propio entrenador esperan. Está siendo el delantero de referencia, algo que compartía jornadas atrás con Charles. Su rendimiento está siendo excelente. Y puede llegar mucho más lejos, ya que su eficacia va de menos a más, obteniendo grandes goles en los últimos compromisos. Trabajador incansable y finalizador nato, este delantero afronta mañana una de sus principales reválidas. Se medirá a su exequipo, que es uno de los ‘grandes’, y tendrá la oportunidad de reivindicarse ante la afición catalana. No será una revancha para él, ya que su salida del Barcelona fue impecable, pero sí querrá demostrar que puede rayar al máximo nivel en cualquier estadio (ya lo hizo en el Calderón).

El jugador, pese a su juventud, se mostró ayer muy ambicioso cara a este compromisos. Consciente de las dificultades del envite, Sandro dejó claro cómo deberá afrontar el Málaga el choque del Camp Nou para conseguir un resultado positivo. «Será muy difícil. Tenemos que salir con nuestras armas e ir a por el partido. Tenemos que marcar, porque las estadísticas están ahí y dicen que el Barça en su campo siempre hace goles. Hay que ir a por el partido y ponernos por delante para poder sacar algo de allí, que será muy complicado», destacó, a la vez que dejó claro cuáles son los objetivos del equipo blanquiazul: «Estamos en una dinámica buena ahora. Tenemos que seguir igual. A lo mejor la afición y nosotros mismos esperábamos estar más arriba, porque se hizo un equipo para pelear por puestos de Europa. Tenemos equipo para estar arriba y vamos a seguir trabajando para poder estar donde el club y la afición se merecen».

Cambio de rol

El máximo goleador del Málaga se reencuentra con un equipo al que llegó en categoría cadete para convertirse en futbolista. Disputó partidos con el primer equipo las dos últimas campañas, sumando un total de 32 entre todas las competiciones. Ahora ha cambiado su rol. Ya no pertenece a un equipo que controla y domina a los rivales, sino que tiene que sacrificarse para ayudar a sus compañeros. Él explica así este cambio. «Tienes que adaptarte a otro juego diferente, otro equipo, otros compañeros. De momento creo que me estoy adaptando bien. Lo más importante es el equipo y nos encontramos bien y tenemos que seguir en la misma línea. Estamos atravesando un buen momento. Ahora vamos a un campo difícil y tenemos que salir con las máximas ganas y mentalizados para traernos los tres puntos. Estoy contento en el plano personal. Espero continuar en la misma línea pero tengo que seguir trabajando igual», dijo.

Cara al choque de mañana, Sandro es consciente de que el Málaga cuenta con muchas bajas, algo que impide al equipo alcanzar su máximo nivel. «Tenemos bastantes lesionados, pero disponemos de una plantilla muy amplia. La gente está trabajando para poder tener los minutos cuando sea necesario y ahora es un buen momento», destacó, mientras que también se refirió a los tantos marcados con el equipo blanquiazul: «No soy un jugador que vaya muy bien de cabeza, pero hay que adaptarse a cualquier cosa. He tenido la suerte de marcar dos goles de cabeza y estoy muy contento. Son cosas que también tengo que mejorar para seguir creciendo».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate