Diario Sur
Malaga CF

...Y también quiere la pelota

  • Solo una vez había tenido más posesión a domicilio en un encuentro a domicilio en las últimas seis temporadas

  • Alcanzó un 62 %, registro sólo mejorado en Getafe hace tres campañas, y es la primera vez que supera el 60 % fuera y no pierde el partido

Pocas veces se recordaba un Málaga tan autoritario en un partido a domicilio, con un dominio tan apabullante sobre su rival. Y pocas veces en un escenario tan complicado, frente a un rival de los más importantes de la Liga. Desde el primer minuto el equipo blanquiazul demostró el pasado domingo en Mestalla que quería la pelota. Al término del encuentro el detalle fue revelador: tuvo una posesión del 62 por ciento.

El dato tiene una relevancia especial, porque en las últimas seis temporadas –es decir, desde aquella de los fichajes estratosféricos a golpe de talonario– sólo se superó ese porcentaje una vez en un encuentro a domicilio. Fue hace tres campañas, en la recta final, en un partido en el que el conjunto entonces dirigido por Bernd Schuster encajó en Getafe un gol a los siete minutos (Colunga se benefició entonces de un resbalón de Angeleri) y se volcó para conseguir un empate que no llegó. Al término del encuentro la posesión del cuadro blanquiazul fue de un 67 por ciento. De nada sirvió.

Manifiesta superioridad

Pero esta vez no sucedió igual. El Málaga arrinconó el domingo al contrario y consiguió merecidamente un punto in extremis. Desde luego, el Getafe no es el Valencia. De ahí la importancia del rendimiento ofrecido por el equipo blanquiazul en Mestalla, ante unos aficionados locales desesperados el último cuarto hora por la manifiesta superioridad visitante y los continuos despropósitos de sus jugadores.

Y no es que el Málaga haya acumulado numerosos encuentros a domicilio con una posesión superior al 60 por ciento en las últimas seis temporadas. De hecho, el disputado el domingo sólo es el cuarto. Cronológicamente los precedentes corresponden a la visita a Granada en la campaña de la Champions (se llegó a un 62 %, pero no impidió perder por 1-0 tras un gol de Ighalo), a la referida visita a Getafe en 2014, y también en el Coliseum Alfonso Pérez al comienzo del ejercicio anterior (el 61 % tampoco ayudó a evitar la derrota por 1-0). Como se puede comprobar, esta es la primera vez que el conjunto blanquiazul rebasa el 60 por ciento y no regresa de vacío.

«La posesión no te garantiza el control del partido», era una de las máximas del anterior entrenador, Javi Gracia. Curiosamente, pudiera pensarse que en las seis últimas temporadas los porcentajes fueron más altos en las dos completas con Manuel Pellegrini. Sin embargo, la mejor campaña en este capítulo fue la primera del técnico navarro en el banquillo malaguista y la 2011-2012 con el chileno (en cinco cada una se superó el 60 % sobre un total de 24 encuentros). Eso sí, en el campeonato actual ya se ha logrado en tres encuentros, puesto que con anterioridad el equipo superó ese tope del 60 por ciento frente al Athletic y al Sporting en La Rosaleda.

El récord, con Schuster

Eso sí, en la ‘era Pellegrini’ fue cuando el Málaga estuvo en más ocasiones por encima del 70 por ciento (tres de las cinco). Claro que el mejor registro, con un 73 %, se produjo con Bernd Schuster en el banquillo. Fue en la recta final de la Liga 2012-2013 en casa frente al Elche, en un encuentro seguramente bien recordado por los aficionados. El conjunto ilicitano perdió tiempo constante y descaradamente ante la pasividad del colegiado catalán Estrada Fernández (la consigna de Fran Escribá se repitió la campaña siguiente) y al final se impuso por 0-1 con un golazo por la escuadra. Meses más tarde LaLiga investigó este partido debido a un denuncia de intento de compra por parte del guardameta Caballero. Desde luego, por el desarrollo de aquel enfrentamiento –incluidas las reiteradas quejas de los futbolistas blanquiazules por las caídas fingidas del contrario– cualquier duda sobraba.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate