Diario Sur

Malaga CF

Un Málaga sin premio ante el árbitro y el Madrid

fotogalería

Peñaranda trata de frenar a Modric en un avance del croata con el balón. / AGENCIA LOF

  • El Málaga reacciona en el Bernabéu y ofrece su mejor versión en un partido con ocasiones y con un claro error del colegiado en el 2-0

l fantasma de Dortmund apareció ayer en el Bernabéu, donde cayó el Málaga con un segundo gol del Madrid en fuera de juego de varios jugadores. Perdió el equipo de Marcelo Romero, pero lo hizo luchando hasta el final en un partido con alternativas, muchas oportunidades de los dos equipos y con un clave error arbitral al darle a Sergio Ramos el tanto del triunfo de los blancos (el resultado habría sido de empate).

La imagen del conjunto malaguista, en cualquier caso, fue muy diferente a partidos atrás. Nunca se rindió, pese a los ‘fallos’ en las dos acciones de los goles, ambos a balón parado. La fórmula ideada por Romero funcionó perfectamente sin tener que recurrir a los cinco defensas, como ocurrió en el Cam Nou y el Calderón. Con un equipo diezmado, en el que al final debutó Demichelis, el conjunto malagueño dio la cara en todo momento y asustó en varias fases del choque al Bernabéu. De hecho, el conjunto blanquiazul (ayer vestido de azul marino) hizo méritos para conseguir el empate.

Romero apenas sorprendió en el once titular, utilizando a Peñaranda como única referencia de ataque. Apostó por un equipo equilibrado, mezclando hombres de corte ofensivo con un bloque sólido entre la defensa y los dos medios centro. Y el Málaga ofreció resistencia desde el arranque, con presencia también en el ataque. Aunque los blancos tuvieron varias opciones por medio de Benzema y un ‘mano a mano’ de Cristiano que rechazó Kameni.

Pero después del primer cuarto de hora el Málaga reaccionó y se mostró descarado, trabajador y peligroso. El equipo de Romero atemorizó por momentos al Bernabéu con profundidad, precisión y oportunidades. En esta fase pudo adelantar al conjunto visitante Chory Castro en dos ocasiones, pero sobre todo una en la que estrelló el balón en un poste. También disparó a puerta dos veces Pablo desde lejos, y Camacho pudo sorprender en un remate de cabeza que estuvo muy cerca de entrar.

Pero la consistencia ofrecida por el equipo de Romero en el juego no tenía su prolongación en las acciones a balón parado. El Málaga utilizó de nuevo la defensa en línea al borde del área, como en etapas anteriores, y funcionó bien. El equipo de Martiricos sufría relativamente poco gracias al trabajo de Camacho y, sobre todo, de Recio, entre otros, pero la vigilancia falló dos veces seguidas en sendos centros madridistas (un córner y una falta).

Y Sergio Ramos destrozó al Málaga en dos remates en ocho minutos, uno de cabeza y otro esforzándose al máximo para llegar con la punta de la bota, aunque este último en fuera de juego. Era demasiado premio para los jugadores blancos, a los que les permitieron que subiera el segundo tanto al marcador pese a la posición antirreglamentaria del central, y mucho castigo para los visitantes después de jugarles de tú a tú a los madridistas en su estadio. La situación se había complicado ya demasiado para un Málaga que comenzó la segunda parte igual, sin arrojar la toalla en ningún momento del choque .

Con el lastre de dos goles, uno regalado, era complicado, pero en otra fase muy positiva de presión y eficacia, Juanpi acortó distancias tras una excelente acción de Juan Carlos, que luego se marchó mareado. En su lugar entró Demichelis para debutar en su segunda etapa en el equipo. Pero el buen momento se mantuvo y Chory Castro pudo empatar en un disparo que repelió Keylor Navas ante el asombro de un público ya desconfiado con su propio equipo.

El conjunto de Romero estaba rozando la sorpresa y la mereció de alguna forma, aunque los locales apretaron también al máximo y pudieron sentenciar tras un mal control de Kameni, que luego resolvió con un paradón, y las opciones de Modric y Cristiano, que estrelló el balón en un poste. Al final, el Málaga no pudo sumar ningún punto, algo que se ha repetido en las últimas cuatro jornadas, pero se cargó de confianza en un escenario muy complicado y frente a uno de los rivales mas fuertes de la Liga gracias a su trabajo y sacrificio cara a la segunda vuelta del campeonato (ayer acabó la primera), donde ya deberá completar la reacción con la suma de puntos y triunfos.