Diario Sur
Malaga CF

una cuestión

De Fuengirola a Benalmádena

La pasada semana estuvo impregnada de malagueñismo. El sábado amaneció con la noticia de una importante victoria del Unicaja para la Eurocup de baloncesto; por la noche, en La Rosaleda se vivió un momento emotivo de malagueñismo con el recuerdo y homenaje a Juan Gómez, nuestro inolvidable Juanito, aunque el equipo malaguista no pudiera contribuir con una victoria. Por delante, ese mismo día, el encuentro Real Sociedad-Leganés mantuvo sobre el terreno de juego a dos jóvenes futbolistas malagueños, Juanmi y Samu García, destacado especialmente el menudo delantero de la Real, autor del gol del empate de su equipo. Por otra parte, en el Villarreal progresa como jugador importante el otro Samu, Castillejo; un plantel en suma de jóvenes canteranos malaguistas que debe alegrarnos aunque, por otro lado, apenarnos al comprobar que, mientras tanto, en La Rosaleda no tuviéramos ni un solo jugador local… hasta que en los últimos instantes compareció el todavía renqueante Recio.

Y entre tanta reflexión o meditación, homenaje también en el Bernabéu, donde en el minuto 7 de cada partido suena, todos a una, «illa, illa, Juanito maravilla». Emocionante y espectacular panorama el de las gradas, donde se rendía sentido homenaje de admiración y recuerdo a Juanito, un malagueño de Fuengirola. Sobre el terreno de juego, otro malagueño, Isco, recogía el aplauso y admiración de un público entregado que ve en el de Benalmádena el más fiel y digno sucesor del inolvidable 7. Isco lo firmó con una excelente actuación y lo rubricó con un gol que posiblemente haya sido el mejor de la jornada. Resumido todo esto deben entender que Málaga tiene mucho que contar en el fútbol español. Y que este Málaga que padecemos últimamente necesita, y hasta merece, el apoyo unánime y caluroso en lo poco que queda ya de campeonato. Por malagueñismo. Y porque la capital de la Costa del Sol lo merece.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate