Malaga CF

Adiós a una temporada desafortunada

Juanpi, junto al readaptador, Hugo Camarero, y el preparador físico, Enrique Ruiz (de espaldas) en un entrenamiento.
Juanpi, junto al readaptador, Hugo Camarero, y el preparador físico, Enrique Ruiz (de espaldas) en un entrenamiento. / Salvador Salas
  • Juanpi será intervenido por sus problemas en el pubis y se perderá lo que queda de campeonato

  • El joven futbolista venezolano, que renovó en febrero hasta 2021 con el Málaga, no ha podido aportar lo que esperaban de él los aficionados

Comenzó la temporada, después de un buen trabajo de preparación, como una de las grandes esperanzas del Málaga, como un jugador llamado a aportarle gran parte de su juego de ataque. Juande Ramos le dio a Juanpi toda la confianza en el arranque, aunque debería adaptarse algo más a la media punta. Pero el joven venezolano, de 23 años, se convirtió en el jugador más vigilado por los rivales y los problemas se le acumulaban para desarrollar su juego. El arranque irregular se prolongó hasta que los problemas físicos, al final, le impidieron participar ya en el mes de enero. Dos meses después regresó en Gijón y, más tarde, ante el Barcelona completó un gran partido, pero la fortuna no le ha acompañado. Las molestias en el pubis persisten y llevarán a Juanpi al quirófano la semana que viene, seguramente el lunes. De esta forma dice adiós a una temporada sin suerte.

Aunque no todo fue negativo para el centrocampista, ya que en febrero renovó su contrato con el Málaga hasta 2021. «Es uno de los días más felices de mi vida», dijo el jugador. El club, pese a las adversidades aparecidas, siempre apostó de una forma clara y decidida por el venezolano, de gran calidad y capaz de protagonizar acciones de máxima brillantez tanto en la creación del juego como en el último pase o en la propia definición de las oportunidades. De ahí que la entidad de Martiricos lo convirtiera en uno de sus iconos para al futuro.

Pero Juanpi apenas pudo brillar. Logró dos goles, uno en el Bernabéu ante el Real Madrid, pero se vio contagiado por la progresiva decadencia del equipo blanquiazul, que atravesó por una pésima racha desde el final del pasado año hasta hace apenas una semana. Para colmo, el venezolano comenzó relativamente pronto con sus problemas de pubis, lo que dificultaba su trabajo y su rendimiento. De hecho, se ausentó de los terrenos de juego más de dos meses en busca de una recuperación con un tratamiento conservador. Reapareció en los últimos minutos del partido en El Molinón y fue titular el sábado pasado contra el Barcelona. Parecía que todo iba sobre ruedas, pero no ha sido así.

Más molestias

Las molestias se intensificaron tras el choque contra los azulgrana, donde el jugador tuvo que realizar un gran esfuerzo, y los médicos del club, con Juan Carlos Pérez Frías al frente, decidieron ayer que Juanpi tendrá que pasar por el quirófano para corregir estos problemas. La operación está prevista para el lunes y no se conoce cuál puede ser el periodo exacto para su completa recuperación, aunque se perderá, al menos, lo que queda de temporada. El futbolista deberá prepararse ya cara a la siguiente campaña.

La desafortunada temporada del centrocampista se puede observar al analizar sus datos. Ha tomado parte en 22 partidos de Liga, aunque sólo en 16 de ellos fue titular, y los dos de la Copa del Rey contra el Córdoba. De esta forma, no intervendrá en un total de 16 encuentros del campeonato. Los problemas físicos, sin duda, han sido clave para que Juanpi no haya podido aproximarse a lo que los aficionados y el propio esperaban de él.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate