Diario Sur
Malaga CF

El Malagueño vence y seguirá optando al ascenso a Segunda B

El filial elimina al Peña Deportiva de Ibiza tras vencer en casa por un contundente 3-0
El filial elimina al Peña Deportiva de Ibiza tras vencer en casa por un contundente 3-0 / Ñito Salas
  • El filial elimina al Peña Deportiva de Ibiza tras vencer en casa por un contundente 3-0

El filial malaguista está a un paso del ascenso a Segunda B. Mañana conocerá su rival en el sorteo de la última eliminatoria, después de que ayer se deshiciera con cierta contundencia del Peña Deportiva de Ibiza, un rival inferior pese a las dudas que generó el 0-0 y el juego de ambos equipos en la ida.

Desde el primer minuto de juego, y con la grada completamente llena, se podía vislumbrar que el Atlético Malagueño tenía claro lo que había que hacer para superar la eliminatoria y plantarse a sólo otra del ansiado ascenso. Enfrente, el Peña Deportiva demostró que no contaba con los suficientes recursos para plantar cara a un conjunto de la calidad de los locales.

Mula estuvo muy participativo en los primeros compases, y suya fue la jugada por la banda derecha que acabó con un gran testarazo de Maty, que abrió la lata e hizo que la afición respirase tranquila. No obstante, quizá la estrategia a raíz del gol no benefició mucho a los blanquiazules, ya que la premisa de no encajar un tanto les hizo echarse demasiado para atrás y fue entonces cuando el rival comenzó a tener más el esférico.

No obstante, las deficiencias ofensivas de los de negro hicieron que pese a robar varios balones en la zona de tres cuartos, las jugadas no acabaron en peligro. La única manera que tenía de acercarse a las inmediaciones de Aarón fueron balones largos a la espalda de la zaga malaguista, casi sin opciones para los arietes ibicencos, que se desesperaban con sus propios compañeros por el desgaste. El Peña Deportiva estaba por debajo del Malagueño, y eso se palpaba tanto en la grada como en el terreno de juego.

Murmullos

El partido poco a poco se fue enfriando, y en la grada se murmuraba sobre que los hombres de Añón –Ruano cumplía un segundo partido de sanción por ser expulsado nuevamente en Segovia– no estaban cerrando el choque y que una jugada aislada podría convertirse en un problema, ya que cualquier empate a goles clasificaba a la Peña Deportiva, que no encajó tantos en Ibiza. Fue entonces cuando el segundo entrenador del filial movió el banquillo con gran acierto, ya que dio salida a Jack Harper, que primero provocó un penalti con un gran regate y luego lo transformó con un ajustado disparo. Seguidamente, puso el 3-0 en el minuto 92, ante el estallido de felicidad para todos los asistentes.

Ahora el Malagueño, al que siguieron muy de cerca viejos conocidos como Samu y Samu Castillejo, tiene una nueva oportunidad de ascender a una categoría acorde a la calidad que atesoran las botas de todos sus futbolistas. La Segunda B espera, y la lección está más que aprendida después del batacazo de Segovia. Para el nuevo encuentro, el que deberá estar más fino es Ontiveros, el mejor jugador del filial que ayer pecó demasiado de individualista y en ocasiones se le vio algo fuera del partido.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate