La oferta a Kameni, irrechazable

Kameni, durante un entrenamiento de la pasada temporada. /SUR
Kameni, durante un entrenamiento de la pasada temporada. / SUR

El aumento del contrato a tres años fijos por parte del Fenerbahçe acaba por convencer al portero

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

La mejora introducida por el Fenerbahçe en la oferta a Kameni la convirtió casi en irrechazable. El club turco aumentó el miércoles la propuesta a tres años de contrato fijos, sin condiciones ni objetivos, y con una ficha que casi dobla las percepciones actuales del camerunés. Esta variación acabó por convencer al portero, que ya lo esperan para la firma de los documentos. La operación, sin embargo, seguía abierta anoche, y el Málaga estaba a la espera de cerrar la salida del guardameta.

El meta camerunés está a punto de decir adiós al Málaga tras cuatro temporadas y media en el equipo blanquiazul

Kameni estaba siendo tentado desde hace algunas semanas por el Fenerbahçe para que se incorporara de inmediato. Y el guardameta era consciente de que su situación de titular indiscutible en el equipo de Míchel podía cambiar ante la inminente llegada de Roberto, solicitado por el propio entrenador, aunque el veterano portero, de 33 años, ha demostrado que soporta bien esta presión. De ahí que las dudas aumentaran a medida que el conjunto turco iba mejorando su propuesta.

El camerunés tiene dos años más de contrato con el Málaga, aunque se pueden convertir en tres si acumula un número determinado de partidos. Tiene una ficha muy importante y tanto él como su familia están muy a gusto en la ciudad, por lo que no entraba en sus planes marcharse. Pese a que sus comienzos tras llegar del Espanyol fueron muy negativos, ya que tuvo que mantenerse a la sombra de Willy Caballero, después resurgió y se convirtió en el meta titular del equipo. Pero la campaña anterior ya tuvo algunos problemas para mantenerse en el once. Juande Ramos apostó por Boyko en algunos encuentros, lo que generó diversos problemas.

Y la situación podía ir a peor para a Kameni en relación a seguir en el once, ya que Míchel confía en Roberto, con el que ya está casi cerrado su fichaje. Esta dificultad añadida y la espectacular oferta del Fenerbahçe han acabado por convencer al portero, aunque la salida todavía no estaba cerrada ayer (es previsible que el lunes o durante el fin de semana quede todo sentenciado, siempre que no haya algún contratiempo o el propio Kameni dé marcha atrás).

El Málaga, al margen

Por parte del Málaga, que no interviene en esta operación debido a que acepta la salida del portero sin solicitar ningún traspaso, la marcha de Kameni supone un respiro importante en sus cuentas, ya que la presencia conjunta del camerunés y Roberto elevaría de una forma muy considerable el presupuesto para esta demarcación (algo que ya sucedió con anterioridad con la presencia conjunta en este puesto del propio Kameni y Ochoa).

Kameni, tras completar ya cuatro temporadas y media en el conjunto blanquiazul, está a punto de decir adiós. Durante este largo periodo alternó malos momentos con otros realmente estelares. En las tres campañas anteriores fue el dueño casi absoluto de la portería, con actuaciones realmente portentosas en determinados encuentros. Pero su altos emolumentos le obligaba a una exigencia máxima, ya que mantiene una ficha similar a la temporada de la Champions tras una rebaja y un posterior aumento de las percepciones. De ahí que su salida, si se cerrar aún, supondrá una gran mejoría para él y un respiro económico para el Málaga, ya que llegaría un segundo portero junto a Roberto, pero sus emolumentos estarían muy por debajo.

Fotos

Vídeos