Penúltimo capítulo del calvario

Penúltimo capítulo del calvario

El Málaga visita a un Espanyol sin nada en juego con la novedad del lateral izquierdo canteranoAlberto, en su primera convocatoria oficial con el equipo

Pedro Luis Alonso
PEDRO LUIS ALONSOMálaga

El último viaje del Málaga en Primera División hasta no se sabe cuándo tiene como punto de destino Cornellá-El Prat. El escenario de otra afición insatisfecha con lo ofrecido por su equipo esta temporada, aunque sin llegar a los niveles de desazón de la parroquia de La Rosaleda, cada vez con más motivos para convertir su desencanto en preocupación.

En este intrascendente Espanyol-Málaga apenas se encuentran alicientes deportivos. Uno puede ser abandonar la plaza de colista de la categoría, para lo que es necesario vencer en el RCDE Stadium, con el consiguiente beneficio económico cara al fondo del descenso de LaLiga. Otro, en el pensamiento de José González, es el de rebasar la cifra de puntos de su predecesor en el cargo, Míchel (sumó once en la primera vuelta, por nueve en la actual etapa, con el gaditano).

Un tercer aspecto interesante está en el posible debut del lateral izquierdo del filial Alberto. El granadino de 22 años fue cedido la pasada campaña al Mallorca, extraña decisión (pasó de Tercera a un histórico de Segunda) que lo dejó sin minutos y frenada su progresión. Ahora, no se sabe por qué esta semana y no antes, el zurdo recibe la recompensa de una convocatoria en un partido oficial. Hasta ahora se había limitado a estar en buena parte de la pretemporada a las órdenes de Míchel.

Alberto ocupa la plaza de Ideye, en el único cambio respecto a la anterior lista de dieciocho, porque de un tiempo a esta parte, de forma sospechosa, el número de jugadores que no están en plenitud física ha subido como la espuma. Tras la vergonzosa actuación hace una semana ante el Alavés, habrá que esperar con qué pie se levantan hoy los expedicionarios, en el penúltimo capítulo de su calvario-escarnio liguero.

Tampoco está el ambiente para grandes alegrías en Cornellá, donde hace cinco partidos que el Espanyol dejó de estar dirigido por Quique Sánchez Flores. Echar un vistazo somero a la plantilla 'periquita' supone constatar la presencia de una larga lista de futbolistas con una amplia trayectoria en la categoría, y sin embargo el equipo nunca parece haber encontrado un estilo de juego que potencie sus virtudes. Curiosamente, pese a decepcionar casi siempre, ha sido el 'matagigantes'. Venció al Real Madrid y al Atlético y, en la Copa del Rey, al Barcelona.

El relevo de Quique, David Gallego (procedente del filial), no estará en el banquillo en estas dos jornadas finales tras su expulsión en el túnel de vestuarios en el descanso del último choque, en el Wanda Metropolitano. Será Toni Clavero el que imparta instrucciones desde la banda. Piatti vuelve a la lista tres semanas después, y no están incluidos ni Marc Navarro ni Granero.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos