La Academia del Málaga se frena y las obras no se acabarán ya al menos hasta el verano

Vista de las obras de La Academia tomada ayer en la parcela de Arraijanal. /Salvador Salas
Vista de las obras de La Academia tomada ayer en la parcela de Arraijanal. / Salvador Salas

Los trabajos están parados para resolver asuntos técnicos y esperar la financiación por la permuta y venta de El Viso

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

Cuando se cumplen ahora ocho años desde que se pusieran en marcha los primeros contactos para construir La Academia del Málaga, las obras de esta esperada instalación se han parado casi por completo después de ocho meses de actividad. De hecho, fuentes del Málaga aseguraron a este periódico que el proyecto sufrirá ya un retraso que le impedirá su finalización, al menos, hasta el verano, para el arranque de la próxima temporada de los equipos de la cantera blanquiazul. El plazo de entrega estaba previsto para el comienzo del año que viene, pero ya no se cumplirá, como ha sido trasladado también a las instituciones responsables.

¿Cuáles son las razones de este parón? La financiación, en sus diversas vertientes, tiene una relación directa con los problemas surgidos, que desde el club esperan que se solucionen de inmediato para que se reactiven los trabajos. El pasado febrero se puso la primera piedra de este proyecto, momento en el que el Málaga estaba en Primera, aunque tenía ya muchas dificultades. Y las obras arrancaron con cierta normalidad, si bien desde la entidad de Martiricos se buscaron las mejores fórmulas para facilitar o alargar los pagos, sobre todo ante la posibilidad del descenso y la merma en los ingresos.

La constructora Bilba ofreció importantes facilidades, mientras que se separó la obra civil de la construcción de los campos, lo que permitía que empresas especializadas pudieran hacer este último trabajo con una financiación más favorable para el club. Aunque la clave de las obras de La Academia siempre estuvo centrada en la partida de casi 4,5 millones por los que el Málaga vendió la parcela por la que finalmente será permutado El Viso, propiedad de la entidad de Martiricos y que será utilizada para la ampliación de la Universidad. Y este dinero todavía no ha llegado a la Fundación, que la responsable directa de La Academia.

La venta, asimismo, estaba condicionada a que se cerrara por completo el concurso de acreedores al que fue sometido el Málaga. Y este proceso está ya cerrado para el club, pero el proceso administrativo interno que libera los terrenos de El Viso no está finalizado. Las mismas fuentes, sin embargo, aseguran que están a la espera de que se levante este veto de un día para otro, lo que permitiría reclamar ya ese dinero, que se destinaría por completo para las obras de La Academia.

Los pagos que ha realizado hasta ahora el Málaga estaban incluidos en una partida del presupuesto para esta temporada que ya contemplaba este destino, pese a confirmarse finalmente el descenso. Desde las oficinas de La Rosaleda trabajan ahora para buscar una salida relativamente rápida, mientras que la constructora prefiere no opinar y siempre se remite al propio club a la hora de analizar los motivos de este frenazo o, según ellos, que se está trabajando a menor ritmo para resolver algunos asuntos técnicos.

Con los actuales problemas se abre un nuevo capítulo en los retrasos sufridos por La Academia en estos ocho años, que estuvieron plagados de demoras y complicaciones por múltiples causas. De hecho, las obras comenzaron en última instancia con protestas diarias ante la parcela. La construcción de esta emblemática instalación en una parcela tan especial como Arraijanal ha llevado el proyecto a situaciones límite en el pasado. Ahora se esperan nuevos acuerdos entre el club y Bilba para que las obras sigan a la espera de los referidos casi 4,5 millones.

La primera fase contempla la construcción de tres campos

La primera fase de la construcción de La Academia del Málaga contempla la construcción de tres campos de fútbol, uno de ellos de césped natural, un edificio de oficinas, un graderío, un 'parking' para 300 vehículos y la urbanización y las acometidas necesarias de la parcela, que tendrá dos fases más a continuación. La inversión estará por encima de unos siete millones de euros.

 

Fotos

Vídeos