Escassi, entre dos tierras

Escassi./Valentín Guisande. 'El diario de Soria'
Escassi. / Valentín Guisande. 'El diario de Soria'

«El Málaga tiene un potencial enorme y ahora es más irregular, pero me dicen que trabajan fenomenal», apunta el malagueño del Numancia

BORJA GUTIÉRREZ

«Será muy especial por lo que significa. Soy malagueño y, además, malaguista. No me escondo, es lo que siento», proclama a este periódico Alberto Escassi (30 años recién cumplidos), que el lunes estará entre dos tierras. El 'pivote' del Numancia, sancionado en el duelo de la primera vuelta, en La Rosaleda, será titular esta vez y no oculta sus colores, aunque profesionalmente se debe a otros.

Hasta en lo deportivo, el corazón está dividido por los intereses distintos de uno y otro equipo a estas alturas. «Será un duelo competido, ya no se regala ni un metro en lo que queda de Liga. Nosotros necesitamos ganar para acercarnos al objetivo de los 50 puntos y estar más tranquilos con el asunto de la permanencia. Venimos de una buena dinámica, pues en 2019 sólo hemos perdido dos partidos y creo que el equipo está haciendo un gran trabajo. Creo que deberíamos llevar más puntos de los que sumamos».

Escassi no se explica la racha reciente de resultados de su próximo rival y lo hace con conocimiento de causa, porque no suele perderse ninguno de sus partidos y es uno de los profesionales con más partidos jugados en Segunda entre los del torneo actual. «Es un gran equipo y tiene un potencial enorme. Es verdad que no está pasando por su mejor racha y está siendo más irregular y le está costando más ganar partidos, pero está clarísimo que es uno de los mejores de la categoría. Tengo contactos con jugadores de allí y me dicen que trabajan fenomenal, aunque hay veces que aun trabajando bien no salen los resultados».

Para Escassi, que nunca ha podido jugar en el primer equipo malaguista pese a estar varios años en su cantera, esta es su tercera campaña en el Numancia. «Soria es una ciudad muy pequeña, pero la gente es maravillosa, el club también, y el proceso de adaptación es muy fácil. La gente aquí te lo pone todo muy fácil. El club es serio en lo personal y en lo profesional», explica, y reconoce que nunca se ha interesado por él el Málaga. «Allí saben perfectamente lo que siento por el club. Es el equipo de mi vida. Ahora está Juan Rodríguez ayudando a Caminero en la dirección deportiva. Pues con él coincidí en el Getafe, jugué con el hermano, les conozco y saben los sentimientos que tengo. Pero entiendo que es un club muy grande y que se fijen en otros jugadores de primer nivel».

Lesión de Oyarzun

El 'boquerón' del Numancia analizó la situación de su equipo, con la lesión de Oyarzun, su máximo asistente. «Es una malísima noticia. Tendrá que estar entre cinco y seis semanas de baja, pero tenemos una plantilla muy amplia y mucha competencia. Seguro que el que salga lo hará igual de bien», sostuvo.

Escassi salió también en defensa del método que ha implantado su entrenador: «El estilo de este año con López Garai es muy atractivo. Queremos ser protagonistas con el balón, nuestro juego parte siempre desde la posesión porque así lo quiere el entrenador y así nos lo ha hecho entender a la plantilla. Al principio costó procesarlo. Con Arrasate (ahora entrenador del Osasuna) tuvimos un estilo totalmente diferente. Era más un juego directo, más al contragolpe y ahora tenemos más la pelota y creo que el equipo desde hace un mes o dos se ha adaptado ya a lo que quiere el míster». En este sentido, consideró que no han tenido suerte en determinadas citas: «Creo que tenemos menos puntos de los que merecemos, porque tuvimos errores tontos que nos penalizan. Un ejemplo fue ante el Osasuna en casa. Nos empataron en el minuto 94».

Escassi se despide con el deseo claro de que el Málaga suba a Primera: «A mí me encantaría, yo no me escondo. A todo el mundo le he dicho que me encantaría. Si asciende lo voy a celebrar con mucha alegría. Soy de Málaga, malaguista, he sido abonado... Tengo muchos amigos, como Dani Pacheco, Munir (excompañeros)... Firmo ganar al Málaga y que luego ellos ganen todos los demás partidos y asciendan. Aunque suene políticamente correcto es también lo que siento. Tengo que mirar por mis intereses».