Contreras: «Si quitamos el resultado, me voy feliz»

Imagen de archivo de Antonio Contreras. /Salvador Salas
Imagen de archivo de Antonio Contreras. / Salvador Salas

El técnico malaguista y la central Ruth optaron por quedarse con lo positivo ante un Barcelona con una marcada superioridad

MARINA RIVAS

Al término del partido, el técnico del Málaga Antonio Contreras optó por no sacar conclusiones de este encuentro concreto, sino del balance general del año. «Si me quedo con el partido, no me voy contento; si digo que estoy contento con el 0-4 estaría loco. Me voy contento con el 2018, con el balance que hago y estoy expectante con lo que venga en 2019, que espero que sea un año para celebrar», explicó. A lo que añadió: «Por encima del resultado, la sensación que nos llevamos en el vestuario es que somos felices, porque tenemos al Málaga donde queremos. Si quitamos el resultado, me voy feliz», se sinceró el pacense, tras explicar que dejando la derrota ante el Barcelona a un lado, acababan de brindar por el año en el vestuario.

Poco más cabía decir sobre un rival que fue superior y a partir del cual ya podían vaticinar lo que acontecería en el marcador. «El resultado estaba dentro de los planes, pero me quedo con la imagen y la sensación y compromiso del equipo», reiteró Contreras, que prefirió mirar el lado positivo. Como por ejemplo, el de que el cuadro costasoleño mantiene el duodécimo puesto en la tabla dadas las derrotas del Logroño y del Sporting de Huelva ante el Levante y el Atlético de Madrid, respectivamente. Una situación que valoró la defensa malagueña Ruth: «Tenemos que fijarnos en nosotras, que no entremos en el descenso y sólo queda pensar en la siguiente vuelta y en mantenernos», aseguró.

Sobre lo acontecido en el terreno de juego, la central, una de las más destacadas del conjunto blanquiazul, salió en defensa del trabajo del equipo y puso en alza el nivel del Barcelona. «Creo que lo hemos dado todo, hemos demostrado de qué estamos hechas; este era un resultado que no queríamos, pero teníamos enfrente a un rival que se está jugando un puesto en la final de la Champions y busca la liga y nosotros somos un recién ascendido, tenemos que tener los pies en el suelo», explicó sobre las diferencias entre clubes. Y continuó: «A pesar del resultado, hemos hecho un buen papel; lo hemos intentado hasta el final, pero no hemos salido beneficiadas». Antes de marchar de nuevo al vestuario, Ruth también quiso agradecer la presencia de casi un millar de espectadores, la mejor entrada del año para uno de los partidos del conjunto femenino: «La afición nos sube la autoestima y nos da más fuerza para seguir luchando».

 

Fotos

Vídeos