El Granadilla rompe la racha del Málaga

El Granadilla rompe la racha del Málaga
Ñito Salas

Las blanquiazules se adelantaron con un gol de María Ruiz, pero sufrieron la remontada del cuadro tinerfeño (1-3) en casa

MARINA RIVAS

A riesgo de equivocarse, el Málaga apostó por seguir tentando a la suerte una semana más saliendo con el mismo once al campo. Aquel que le dio la primera victoria en la temporada, ante el Espanyol y la segunda, fuera de casa ante el Logroño. Un equipo atractivo, ofensivo y que, sobre todo durante la primera parte, fue superior ante un Granadilla asentado en la máxima categoría. Sin embargo, tirando de la calidad que representa a la plantilla tinerfeña, protagonizaron una remontada en la que al Málaga le falló esta vez la suerte.

1 Málaga

Chelsea; Ruth, Raquel, Mayara; Leticia (Celia, minuto 83), Dominika (Miriam, min 78), Pamela, María Ruiz; Adriana, Natalia (Armisa, min 70) y Patricia Mascaró

3 Granadilla

Aline, Simpson, Llamas, Prieto (Paloma, minuto 68), Borini, Tui (Koko, min 60), Maria José (Cindy, 86), Estrella, Doblado, Gavira y Pisco

goles
1-0, minuto 13: María Ruiz. 1-1, min 39: Borini. 1-2, min 60: Estrella. 1-3, min 93: Paloma)
árbitro
Frías Acedo (Comité Aragonés), en un encuentro sin cartulinas
incidencias
Unas 200 personas acudieron al José Burgos Quintana de Coín

Un empate al descanso dejaba entrever que el partido todavía tenía mucho que contar. Quizá no fuera el partido de alguna jugadora que días anteriores había funcionado algo mejor, pero las hay que nunca fallan. Ruth seguía cortando balones a la perfección, alguno incluso que pudo haber acabado en las redes; Adriana, repartía el juego entre la banda izquierda y el centro de la delantera y, precisamente uno de aquellos acabó en gol. El Málaga puso la alegría en una grada gélida por los 11 grados sobre el campo José Burgos de Coín y la encargada de ello fue María Ruiz.

Un tanto que llegó tras una jugada de equipo, tras cortar un balón en el centro del campo y jugar al 'tiki-taka', para que el balón acabara en una asistencia de la capitana a la benjamina malagueña, que ajustó al primer palo y corrió 'ipso facto' para celebrarlo en un córner. Con este segundo gol en Liga Iberdrola, le bastó para convertirse en la pichichi del equipo y también para coger confianza, y es que Ruiz nunca dejó de intentarlo y de pedir balones, a pesar de que más de una de sus compañeras no viera cómo agitaba los brazos.

Pero, qué poco duró la alegría. El Granadilla, a pesar de que se había acercado previamente, tardó algo más en convertir el primero y fue por obra de la brasileña Borini. Aquí comenzó la polémica en el partido, ya que tanto las malaguistas en el campo, como su público en la grada, reclamaban una mano de la delantera tinerfeña en esa misma jugada. El gol entró y Ruth, María Ruiz y Adriana acudieron a protestar a la colegiada, sin suerte.

La segunda parte cambiaron las tornas. El Málaga se contagió del frío en el ambiente y las canarias empezaron a tirar de plantilla, con jugadoras como Maria José, Pisco o la misma Borini, liderando un ataque en el que el Málaga parecía bloquearse por momentos. La ocasión más clara para ellas la firmó Adriana, por partida doble. Se le sigue resistiendo el gol a la capitana, que ya ha dejado de contar cuántos palos y largueros han intervenido en sus tiros esta temporada. El más sorprendente, un tiro desde el centro del campo, al ver a la portera canaria adelantada y que acabó estrellándose entre el larguero y el guante de la meta. Pasaran los minutos y el Granadilla convirtió el segundo, tras una definición perfecta de Estella en el minuto 61.

Sólo una oportunidad más turnó de negro el destino de las malaguistas hoy, cuando a tres minutos para comenzar el añadido, de nuevo Adriana, perdonaba la que probablemente fuera la ocasión, con mayúsculas, de obtener un punto más. Con la portera la en el suelo, recibió un pase tras una confusión en el área pequeña, pero lo ejecutó de tal forma que en lugar de acabar en las redes, se marchó alejado del primer palo. Ya derrotadas, en el añadido, Paloma firmaba el último gol del encuentro, el 1-3. El primer partido perdido en cuatro jornadas para las malaguistas, que a pesar del resultado, marcharon con la cabeza alta al vestuario, dejando a un lado la pesadez que, normalmente, supone una derrota. El próximo duelo será contra el Madrid CFF, también en el José Burgos de Coín el domingo 4.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos