El Málaga, ante un doble reto: volver a celebrar un triunfo

El equipo celebra la victoria ante el Madrid CFF./Ñito Salas
El equipo celebra la victoria ante el Madrid CFF. / Ñito Salas

Undécimo en la tabla, el equipo recibirá el jueves al Athletic y se medirá a domicilio el domingo al Sporting de Huelva

MARINA RIVAS

Se agotan las oportunidades para reivindicar el potencial que quiere demostrar el Málaga, al menos antes del parón navideño. En su calendario, cuatro fechas más por delante, y de ellas, dos esta misma semana. Lo que está claro es que el equipo necesita volver a celebrar una victoria. En primer lugar, para recuperar la racha triunfal que encontró en liga, donde antes del cruce ante el Rayo Vallecano, las de Antonio Contreras ganaron en tres de las cinco últimas jornadas. Tres nuevos puntos para recuperar la moral de la eliminación de la Copa de la Reina y de una derrota por la mínima en la capital en la que la suerte se tornó en su contra.

Aunque, en segundo lugar y más importante, el cuadro costasoleño requiere de un nuevo triunfo para no volver a caer en la tabla. El destino quiso que el Málaga se mantuviera al cierre de la undécima jornada en la misma posición (11.º), a tres puestos del descenso. Sin embargo, sendas derrotas en los cruces de esta semana podrían acercar de nuevo al equipo al abismo.

Ante el Málaga estarán dos rivales antagónicos. El primero, el Athletic de Bilbao, al que se medirá el jueves a las 12.00 horas en el campo de La Federación, donde sus estadísticas son más positivas. Y es que el conjunto blanquiazul ha conseguido en casa tres de las cuatro victorias que suma en Primera División; la última ante el Sevilla (3-1) y con la mayor diferencia del curso (dos goles arriba). Con la motivación de todo hijo que vuelve a casa, el Málaga tendrá que sacar la artillería ante el quinto de la tabla. Se trata de un conjunto con experiencia en la categoría y que comenzó el año algo disperso, aunque sólo cabe revisar sus últimos resultados para darse cuenta del cambio. De sus cinco últimos partidos, el cuadro vasco ha ganado cuatro y empatado el restante. Todo un reto para las pupilas de Antonio Contreras.

Dos niveles

Sin embargo, a su siguiente rival, al que se medirán el domingo fuera de casa, no pueden achacarle que no sea de su liga. El Sporting de Huelva se mantiene colista desde el inicio de la temporada pese a que en la última jornada logró su primer triunfo del año, 1-0 ante el Espanyol, insuficiente para salir del fondo del pozo. Con dos empates y ocho derrotas, el conjunto onubense se plantea bastante asequible para que las malaguistas puedan obtener tres puntos más. Todo ello, si quieren llegar a las fiestas con los deberes hechos, al igual que hicieron antes del último parón de selecicones. Con el punto de mira en la parte alta de la tabla, el equipo sabe que, por ahora, le tocará concentrarse en mantenerse fuera del descenso y con vistas a la zona media de la clasificación. Para ello poco a poco contará además con la ayuda de toda la plantilla, dada la reciente incorporación a los entrenamientoss de la central madrileña Cazalla y la centrocampista malagueña Sandra Pérez, que cuentan las horas para volver a la acción tras sus respectivas lesiones.

Más

 

Fotos

Vídeos