NECESIDAD DE MEJORAS EFECTIVAS

FERNANDO PERALTA

Ignasi Miquel, Iturra, Ideye, Lacen, Success, Bueno, Samu y Lestienne han sido los jugadores incorporados últimamente a la disciplina malaguista para ayudar a un conjunto que no fue capaz de salir del pozo de la clasificación liguera durante ningún periodo del campeonato. Sólo los dos primeros fichajes están aportando algo más que sus predecesores en sus respectivos puestos. Hasta el momento, y no está la cosa como para esperar, el resto se han limitado a tener el mismo protagonismo que los que salieron de la plantilla para dejarle su plaza. Suspenso, por tanto, en la parcela de fichajes correspondiente al mercado de invierno en aportación y resultados conseguidos. Van cayendo las jornadas y las posibilidades de mejoras efectivas que se traduzcan en puntos continúan en el aire. No obstante, se mantiene la esperanza de resurgir, teniendo quince encuentros por delante, hasta el próximo 20 de mayo.

Desaprovechado

El Málaga no aprovechó, en su momento, un periodo propicio para conseguir resultados favorables, teniendo en cuenta el nivel de los rivales. Comentaba entonces que, si no era capaz de superar a los equipos que iba a tener enfrente durante el mes de enero, que le propiciaría salir de los puestos de descenso, se agravarían las posibilidades de mantener la categoría. Ahora, hacer respirar al equipo se torna bastante más complicado frente a rivales de superiores prestaciones. Viendo lo que viene por delante, las dificultades se acrecientan. Hay que hacer frente, como local, a un periplo algo más que complicado, empezando con el Valencia, para seguir como anfitrión en La Rosaleda, de manera consecutiva, ante el Sevilla, Barcelona, Villarreal y Real Madrid, hasta mediados de abril. Entre estos, habrá que rendir visita a equipos con diferentes objetivos, que contarán con la ventaja del campo a favor.

A sumar de inmediato

El Málaga continúa sin conseguir victoria alguna en la presente anualidad. Con dos empates y cuatro derrotas, en los ocho últimos encuentros ligueros, y como colista de la categoría, el conjunto blanquiazul no se debe conformar con mejorar su imagen, mostrarse más ordenado defensivamente, empatar o perder por la mínima. Se siguen buscando excusas con respectos al tiempo que necesitan los 'refuerzos' para coger el ritmo de la competición, ya que algunos no jugaban en su equipo de origen, recuperar la forma o el peso adecuado de un profesional, que dice poco de ellos y del técnico que les hizo el seguimiento. En la situación en la que se encuentra el equipo malaguistas, si no empieza a sumar de inmediato de tres en tres, la próxima Semana de Pasión puede ser literal para los asistentes a La Rosaleda.

Un Valencia revalorizado

El conjunto valencianista sumaba seis derrotas consecutivas, tres en Copa del Rey y tres en la Liga, hasta el polémico encuentro frente al Levante del pasado domingo. Se reencontró con la victoria ante el equipo levantinista en un partido de rivalidad local, no exento de polémica, y con protagonismo para el colegiado Medié Jiménez. Marcelino, como técnico valencianista, está firmando una excelente temporada con el conjunto 'che', manteniendo al equipo en los puestos altos de la clasificación durante todo el campeonato. El técnico asturiano ha devuelto a la afición la ilusión perdida durante los últimos años y ahora busca la clasificación para la Champions, objetivo sin contemplar a comienzos de la temporada. Para ello, cuenta con jugadores como Neto, Gayá, Guedes, Parejo, Soler, Kondogbia, Vietto, Rodrigo, Zaza o Santi Mina, entre otros, a los que les está sacando el rendimiento necesario para luchar por un objetivo que vuelva a revalorizar al club de Mestalla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos