La Segunda más igualada de la última década

Keidi, en una disputa con Cala en el Málaga-Las Palmas. /Ñito Salas
Keidi, en una disputa con Cala en el Málaga-Las Palmas. / Ñito Salas

Nunca los cinco primeros clasificados habían estado en una horquilla de dos puntos a estas alturas del campeonato

Pedro Luis Alonso
PEDRO LUIS ALONSOMálaga

Va de suyo que el torneo de Segunda en España se ha caracterizado por la igualdad en sus últimas ediciones, pero lo de la lucha en la zona alta en este campeonato adquiere una dimensión insólita. Tras 26 jornadas, cuando debería haberse producido una selección natural entre los favoritos al ascenso, ha sucedido todo lo contrario. Están en un pelotón en el que no se han marcado diferencias:Albacete (49 puntos, pero ya con los tres ante el Reus sumados), Málaga y Osasuna (48), y Deportivo y Granada (47). El único escalón, no definitivo, es el que se abre sobre el sexto provisional, el Oviedo (42), que de acabar ahora la Liga accedería también a la fase de ascenso.

Haciendo un repaso a la última década en la categoría, justo desde la campaña del último ascenso del Málaga (la 2007-08), se puede comprobar cómo a estas alturas (tras la vigésima sexta jornada) nunca hubo tanta igualdad en cabeza. Precisamente las dos últimas ediciones del campeonato se caracterizaron por un candidato destacado al ascenso. En la 2017-2018 fue el Huesca (55), que aunque vivió después un pequeño bache de resultados disfrutaba ya de un 'colchón' de ocho puntos respecto al segundo, el Cádiz (47). Más claro fue el precedente de la 2016-2017, con el Levante de Muñiz con 58 puntos, nueve más que su más cercano perseguidor, el Girona (49). En ambos casos se cumplió la lógica y los dos líderes provisionales subieron de forma directa.

Un caso parecido

El único caso en el que había una igualdad parecida a la actual en la zona de cabeza de la tabla fue el de la temporada 2014-2015, pero entonces los cinco primeros estaban en un tramo de tres puntos de distancia. Las Palmas y Sporting estaban igualados en el liderato, con 51 puntos, dos más que el Betis y tres más que el Valladolid y el Girona y, como ahora, había un margen importante respecto a la sexta plaza, ocupada entonces por el Zaragoza (41).

La igualdad exacerbada en Segunda de esta campaña tiene otra consecuencia: el líder, el Albacete, suma menos puntos que en casi todas las ediciones analizadas. Con 49, sólo lo empeoran los precedentes de la Liga 2015-2016 (el Alavés, con 48) y la 2013-2014 (elEibar, con 45). En las últimas jornadas, a raíz del comienzo de la segunda vuelta, la sangría ha sido evidente entre los de arriba. El que menos puntos se dejó fue Osasuna (sumó 13 de 15), seguido por el Deportivo (11), el Albacete (10), el Málaga (9) y el Granada (7).

Un último dato importante es el que refleja que este Málaga suma de momento sólo un punto menos que en la campaña de su último ascenso, un detalle esperanzador.