Fuera de juego

¿ÚLTIMA OPORTUNIDAD?

Antonio Góngora
ANTONIO GÓNGORA

Es difícil cuantificar el nivel de importancia de cada partido del Málaga. A medida que llega el final del campeonato y la situación se complica más, la trascendencia aumenta hasta el punto de convertirse los encuentros en finales. Así ha ocurrido en las jornadas anteriores. Tras ganar el primer envite de la 'era Víctor' en Alcorcón, el equipo volvió a fallar en La Rosaleda, en este caso en el duelo directo ante el Mallorca. Y el lunes llegará una nueva oportunidad que podría ser la última para mantenerse entre los seis primeros del campeonato.

Una vez más el Málaga se la jugará en el siguiente partido. Su trayectoria descendente ha forzado en los últimos compromisos al cuadro de Martiricos a acercarse peligrosamente a la zona baja del 'play off'. Con el ascenso directo ya casi olvidado (está a nueve puntos), el equipo de Víctor afrontará el lunes un examen determinante para entrar con garantías en la fase de ascenso. La recuperación de la confianza, pese a la derrota del sábado, coloca a los blanquiazules con opciones de sorprender en el Carranza ante un rival fuerte y que está por delante.

Los hombres de Víctor necesitan seguir sumando y también abandonar por completo la dinámica negativa en la que estaban inmersos hasta ahora. El reto se centra en saber cuál será la respuesta del cuadro blanquiazul en otro partido crucial y también si, en el caso de caer derrotado el Málaga, abandona los seis primeros puestos de la tabla por primera vez esta temporada. La presión en este sentido es máxima por la proximidad del Deportivo y Oviedo, pero el conjunto de Martiricos sigue dependiendo de sí mismo en un final de Liga en el que todavía tendrá que sumar los tres puntos le corresponden por su partido ante el desaparecido Reus.