Víctor: «No vamos a poner excusas; salimos a competir»

Víctor en un momento de la rueda de prensa de este viernes en la sala de prensa del Ciudad de Málaga/GERMÁN POZO
Víctor en un momento de la rueda de prensa de este viernes en la sala de prensa del Ciudad de Málaga / GERMÁN POZO

Elude hablar de ascenso, dice que la pretemporada convulsa «no es una sorpresa» y es optimista: «No se me pasa por la cabeza que el club no haga los deberes»

Sergio Cortés
SERGIO CORTÉS

«Lo que vamos a hacer es adaptarnos a las circunstancias de nuestra realidad para competir con la máxima ilusión». Así comenzó ayer su comparecencia previa al estreno liguero el entrenador del Málaga, Víctor Sánchez del Amo. En el estadio de Ciudad de Málaga, y como es habitual acompañado de los cuatro miembros de su cuerpo técnico, eludió entrar en valoraciones sobre las numerosas operaciones frenadas el último mes y medio por el presidente, Abdullah Al-Thani, y en una larga perorata se refirió a «la dificultad del mercado» y a que en la actualidad «puede más la fuerza del negocio que la necesidad deportiva». Incluso se limitó a emplear la frase «no es relevante» cuando se le preguntó si a día de hoy la situación tiene algo que ver con la que le prometieron cuando renovó su contrato. «No es ninguna sorpresa la pretemporada que hemos tenido», recalcó.

En todo momento Víctor trató de hacer una crítica generalizada del fútbol actual, de las circunstancias que condicionan el mercado, en vez de ahondar en los continuos desencuentros entre la gestión de la dirección deportiva del Málaga (y los acuerdos alcanzados) y la actitud de Al-Thani. Eso sí, aunque trató de no entrar en una valoración de este tipo, se le escaparon algunas frases llamativas, como «la incertidumbre en la pretemporada nos ha hecho trabajar con complejidad» o «trabajamos para la revalorización de activos (los canteranos) para eliminar los números rojos que se tienen».

Víctor buscó transmitir optimismo en todo momento. «No es que puedan pasar cosas, es que van a pasar cosas. No se me pasa por la cabeza que el club no haga los deberes», insistió respecto al cierre del mercado para el Málaga. «Los jugadores han tenido un comportamiento ejemplar en entrega, concentración y actitud en el trabajo», valoró sobre el estado de la plantilla. Por último, sobre los canteranos afirmó: «Todos han hecho una pretemporada muy buena. Hay un grupo fantástico con un ambiente tremendo».

Preparación del partido

El técnico malaguista echó mano del mensaje que empleó habitualmente en la recta final de la pasada temporada, cuando accedió al cargo: «Nos exigimos desde el primer al último día la máxima dedicación y concentración». Aunque, lógicamente, las circunstancias actuales lo han obligado a una convocatoria con hasta diez no profesionales y a no pocas incógnitas sobre el equipo que podrá presentar esta tarde en El Sardinero: «Esto nos obliga a manejar las diferentes opciones, tanto en el aspecto táctico como en las situaciones que puedan presentarse durante el partido. Al no tener esa certeza (la inscripción de Okazaki y Cifu, pendiente de que se formalice toda la documentación del traspaso de Ontiveros al Villarreal), llevamos la convocatoria que mejor podemos hacer». No obstante, fue tajante en vísperas del comienzo de la temporada: «No vamos a poner excusas; salimos a competir».

Además de no querer pronunciarse sobre las cualidades del que será el segundo fichaje, José Rodríguez –«no puedo revelar informaciones hasta que el club las haga oficiales»–, Víctor tampoco lo hizo abiertamente sobre el reto del ascenso. «El objetivo deportivo que nos marcamos es ganar todos los partidos para estar lo más arriba posible y revalorizar activos, pero el objetivo final lo deben marcar el club y la propiedad», advirtió.